España es un país de compraventa de viviendas, pero en los últimos años, pese al aumento de los precios del alquiler, éste ha subido en gran manera. Ahora, hay nuevas necesidades en el mercado inmobiliario y parece que hay una tendencia a la compraventa, ¿Esto seguirá? ¿Cuáles son las razones?

Según la Encuesta Continua de Hogares del Instituto Nacional de Estadística (INE), en 2020, el 76,8% de los hogares ocupaban viviendas en propiedad, lo que significa un 0,7% más en variación interanual, frente al 76,1% de los hogares en propiedad registrados en 2019.

Mientras que el total de casas en alquiler descendió un 1% en comparación con el 2019, situándose en este último año en el 17,3%.

¿A qué se debe la tendencia a la compraventa de viviendas?

En general, y según nos explica Mariola Soriano, Research Analyst en Instituto de Valoraciones, entre los factores que influyeron en el crecimiento de la compraventa en 2020 se pueden mencionar, entre otros, el ahorro de los hogares en niveles máximos de la serie histórica, la búsqueda de viviendas de reposición con espacios más amplios, luminosidad o zonas exteriores o el bajo coste de la financiación comparado con años anteriores para aquellas personas que cuenten con un buen perfil crediticio

Éxodo de las grandes ciudades

La experta nombra que una de las razones de la reducción del alquiler podría tener explicación en el éxodo de estudiantes y profesionales de las grandes ciudades por el período de confinamiento y el teletrabajo.

“Se podría pensar que muchas personas dejaron sus pisos de alquiler para volver a sus hogares familiares, reduciendo así la cuota de viviendas en alquiler. Aunque este factor se podría estar regularizando nuevamente”.

Ahorro de los españoles

El mismo organismo cita que el nivel de ahorro de los españoles está en máximos, un factor que puede haber impactado en el auge de la compra de viviendas, aunque esto podría cambiar.

Según el Banco de España, en diciembre del 2020, los depósitos de los hogares residentes en España alcanzaron un total de 917,1 millones de euros, un 7,5% por encima del nivel del mismo periodo del año anterior y una cifra también superior a la media de la serie histórica.

Viviendas de reposición

Tras varios meses de confinamiento, muchas personas se dieron cuenta de que sus viviendas actuales no satisfacían sus deseos y necesidades. Por lo que la búsqueda de vivienda de reposición fue uno de los factores que impulsó la compraventa de viviendas el pasado año.

5 razones que explican una tendencia a la compraventa y una reducción al alquiler

Si bien es cierto que esta tendencia de búsqueda seguirá vigente, se podría pensar que, con la liberación de restricciones que se ha ido sucediendo en estos meses, la urgencia por cambiar de vivienda será menor.

Ofertas de las entidades bancarias

En el último año, las entidades bancarias han ido lanzando atractivas ofertas y condiciones de financiación para impulsar a la compra de vivienda y aumentar el número de operaciones y la mejora de sus márgenes por la venta cruzada de productos financieros dirigidas a personas con capacidad financiera suficiente, según dicta Instituto de Valoraciones.

Compra de viviendas fuera de la ciudad

En la búsqueda de viviendas que se adapten en mayor medida a las nuevas demandas, son muchas las personas que se han decantado por comprar viviendas, ya sea principales o secundarias, en zonas rurales o en los extrarradios de las grandes urbes.

¿Seguirá la tendencia o subirá el alquiler?

Desde Instituto de Valoraciones, creen que, tras como se vio una vez acabado el período de confinamiento, los precios y la actividad del mercado inmobiliario se han ido recuperando tras las caídas sufridas. “Si bien el 2020 fue un año muy particular en cuanto al comportamiento inmobiliario, se espera que vuelva la normalidad y que tanto la compraventa como el alquiler sigan recuperándose”, especifica Mariola Soriano.

Por ello explican que esta tendencia sigue vigente y se podría pensar que continuará, al menos a corto plazo. Por otra parte, “si bien es cierto que el Euribor empieza a mostrar ligeras señales de recuperación, se prevé que este valor siga en terreno negativo en el corto y medio plazo, lo que presenta un panorama conveniente para los compradores”.