Si hay un sector que poco conoce de recesión es de la vivienda Premium. Ahora bien, también está condicionada a los vaivenes del mercado y a las fluctuaciones de precios. Qué tendencias marcan el mercado de las viviendas de lujo durante este 2023.

“Va a ser un año lleno de incertidumbres ya que, si bien dentro del sector inmobiliario hay mercados donde será fácil predecir un periodo de ajuste a la baja en los precios, existen segmentos como el residencial de obra nueva y el residencial de lujo donde no es tan fácil realizar predicciones que se puedan ajustar a la realidad futura, pero sí estudiar qué factores van a priorizar la inversión que girará en torno al comprador internacional que son quienes han aupado este tipo de viviendas hasta alcanzar ´records’ inimaginables hace diez años”, contesta Gonzalo Robles, CEO de Uxban.

El sector inmobiliario de lujo está muy asentado de cara a afrontar el período de crisis que inevitablemente afrontan. La clave estriba en el tiempo que dure la misma.

Ligeras subidas de precio en 2023

El precio medio de la vivienda premium en Cataluña y Baleares aumentó un 8% en 2022, un indicador que ha sido el principal impulsor en el número de operaciones registrado durante el ejercicio en este segmento. Será “un buen 2023” ligado a la evolución del panorama macroeconómico. “En 2023 los precios se mantendrán estables y con ligeras subidas en el segmento premium. El aumento del coste de la financiación hará que la oferta se equilibre más con la demanda”, según comenta Elizabeth Hernández, directora de Barnes en Cataluña y Baleares.

Por su parte, Gonzalo Robes cree que los precios van a subir ligeramente en 2023, pero a un ritmo que nada tiene que ver con el rally de subidas que hemos experimentado desde abril de 2021 hasta hoy. “No se prevén subidas superiores al 3%. Van a tirar de estos incrementos los inmuebles muy prime, por encima de los dos millones de precio. Se tratan de compradores que pagan al contado y la subida de tipos de interés no les afecta a la hora de tomar una decisión”.

Una oferta más limitada

Si bien la demanda de productos de lujo es enorme, la oferta es muy limitada. Según el responsable de Uxban, en función de cómo vayan las cifras macroeconómicas podremos tener un segundo semestre menos dinámico y puede significar un cambio de tendencia.

A la vez, cree que, por la demanda enloquecida de los últimos meses, es cada vez más difícil encontrar una oferta de calidad (en baremos de vivienda de lujo) lo que ha hecho a este sector posicionarse muy establemente ante el “tsunami económico” que acecha.

Los potenciales inversores

El comprador latinoamericano seguirá siendo el protagonista estrella del mercado. Tienen necesidad de invertir su liquidez y lo harán para continuar su estrategia de diversificar su patrimonio. “Además de por razones financieras, todos coinciden en afirmar que Madrid es uno de sus destinos favoritos en el mundo”.

Desde Barnes, y analizando el comprador de la zona costera, islas y de Cataluña, el comprador extranjero ha destacado por encima del nacional en 2022, respecto al perfil medio de la demanda inmobiliaria de este mercado. “ Siendo los franceses los más interesados en adquirir propiedades a partir de 1,5 millones de euros”.

Las 5 tendencias en el mercado de las viviendas de lujo

Compraventas en el inicio de año

El experto de Uxban es de la opinión que el número de compraventas en las viviendas de lujo descenderá porque el mercado está sobrecalentado. Aun así, el precio crecerá debido a la alarmante falta de stock y de producto. “Menos compradores, pero pagando un precio mayor por lo poco bueno que vaya saliendo al mercado”.

Inversión segura

“Hay que resaltar como una de las principales razones de esta inversión la diferente velocidad con que el BCE está subiendo los tipos de interés para combatir la inflación en comparación con la Reserva Federal. En este caso para un comprador nacional sigue siendo atractivo comprar lujo, ya que la renta fija aun no es suficientemente llamativa con unos tipos del 2,0%, y además la inflación a largo plazo incorpora esta subida de precio en el valor del inmueble. En EE.UU. por ejemplo el rendimiento de la deuda a 10 años ya ofrece suculentas rentabilidades del 4%. Por todo ello hay aún poca fuga de ahorro del inmobiliario a otras alternativas de inversión más conservadoras”, comenta el CEO de Uxban.