Muchos españoles viajarán este año tanto a nivel nacional como al extranjero. En estos desplazamientos, está el alquiler vacacional, un tipo de alojamiento que puede resultar más económico que un hotel y que es especialmente útil cuando se viaja con familia o amigos. Qué hacer para evitar las estafas en el alquiler vacacional.

Durante los últimos años, y según datos ofrecidos por diferentes entidades defensoras de los consumidores, el porcentaje de estafa en alquileres vacacionales ha aumentado más del 35%.

“Cuánta más demanda hay, mayores son los índices de estafa, sobre todo con el uso de la digitalización después de la pandemia”, explica Arantxa Goenaga, socia y abogada del despacho Círculo Legal Barcelona.

La profesional atribuye buena parte de tales estafas a lo virtual, que si bien ofrece muchas ventajas para firmar contratos, hipotecas y más, también permite que se puedan publicitar propiedades que no existen o que bien no concuerdan con las características que se anuncian. “Sobre todo se produce con aquellos alquileres que están lejos para visitarlos.”

Sospecha cuando…

La profesional destaca que uno de los casos más comunes de estafa se da cuando el cliente se interesa por el inmueble, y el supuesto propietario argumenta distintos problemas para no mostrarlo. Esto ya es sospechoso a la hora de reservar el alquiler vacacional.

“En este caso tan común, los estafadores solicitan el abono de un porcentaje o la totalidad del alquiler de un inmueble que, en realidad, no existe. El cliente termina no solo perdiendo el dinero, sino que además se queda sin un alquiler para disfrutar de sus vacaciones”, detalla Goenaga.

apartamentos playa

Según la OCU, otra circunstancia relativamente habitual es que el estado de la vivienda no se corresponda con el acordado, en cuyo caso el arrendatario debería reclamar, adjuntando las fotografías y las condiciones reflejadas en el anuncio: bien al propietario, si no hubo intermediarios, bien a la plataforma o a la agencia, si se contrató a través de alguna de ellas.

Las comunidades autónomas cuidan bastante sus competencias en lo que respecta a los alojamientos vacacionales y están dispuestas a imponer sanciones a quienes incumplan la regulación o perjudiquen la imagen del turismo en su comunidad, por lo que OCU aconseja presentar una denuncia ante la Dirección General de Turismo de la correspondiente comunidad autónoma.

Consejos para evitar estafas en el alquiler vacacional

Opción de cancelar

Prioriza los alquileres que admiten la opción de flexibilidad para cancelar o la de cancelación gratuita (idealmente, hasta una semana antes de la entrada). Así si crees que se trata de una estafa siempre podrás tener esta opción antes.

Conserva información y anuncios de publicidad

Se recomienda conservar cualquier publicidad, información precontractual y contractual en la que se indique el derecho a cancelar, en qué condiciones… en el alquiler vacacional y también las garantías para poder recuperar el dinero y los canales y plazos para hacerlo: esta documentación resultará esencial en el caso de que resulte necesario recurrir a la Justicia para recuperar tu dinero.

No pagar dinero fuera de la aplicación

Es importante comunicarse siempre a través de la plataforma y no transferir nunca dinero desde fuera de la página o de la aplicación. OCU recuerda que, si el consumidor decide obviar al intermediario y contratar directamente con el propietario, el usuario perderá la garantía y la plataforma no se hará cargo de la reclamación en caso de que exista algún problema.

No existen chollos a precios por debajo del mercado

Hay que desconfiar de alquileres con precios por debajo del mercado y de aquellos anuncios que ofrezcan casas espectaculares a precios demasiado bajos.

No pagar todo el importe por adelantado

Lo que se debe hacer es intentar que sea la menor cantidad exigida y el resto a la llegada, cuando se haya comprobado que todo es tal y como se indicó en el anuncio.

Comprobar la veracidad del anuncio

No siempre se hace, por las prisas, la buena fe y las ganas de irse de vacaciones en aquel lugar ideal que hemos encontramos. Pero es importante comprobar la veracidad del anuncio, especialmente a través de otras fuentes: comentarios de otros usuarios, comprobación del lugar en Google Maps o aplicaciones similares, llamadas y preguntas al propietario por servicios concretos en la zona (restaurantes, actividades varias…).

Dejarlo en manos de profesionales

Aunque pueda costar un poco más, a veces es mejor dejar el trámite de alquilar una vivienda vacacional a los profesionales, desde agencias online, portales inmobiliarios a agencias inmobiliarias de confianza, que buscarán el lugar perfecto ahorrándonos posibles sustos.