Cualquier persona caería rendida ante los típicos lofts americanos, viviendas diáfanas donde los espacios abiertos son la nota dominante. Y no es para menos, pues este tipo de diseños tiene un gran potencial en decoración. Aunque debe elegirse bien la distribución porque, de lo contrario, los resultados pueden ser contraproducentes. ¿Quieres saber cómo decorar espacios abiertos? Aquí tienes algunas claves a seguir.

Cómo decorar espacios abiertos

Divide los espacios abiertos por zonas

Los espacios abiertos tienen múltiples ventajas, aunque también presentan inconvenientes. Uno de los más importante es el exceso de espacio mal aprovechado, algo que puede evitarse dividiendo la estancia en diferentes ambientes. Si dispones de una sala alargada y rectangular, por ejemplo, puedes encadenar una cocina americana con isla con una mesa de comedor y una zona de lectura o televisión con butacas al fondo.

 

Crea ambientes multifuncionales

El paso siguiente será darle una cierta multifuncionalidad a cada zona. En el caso de las cocinas con isla, resultan muy cómodas a la hora de cocinar, pero también pueden funcionar perfectamente como mesas donde comer algo rápido, sobretodo a la hora del desayuno. Puedes conseguirlo incluyendo un par de taburetes de bar.

 

Las alfombras llevan la batuta

Dentro de la distribución de los espacios abiertos, las alfombras pueden serte de gran ayuda. De hecho, son el recurso perfecto para dividir la estancia en diferentes zonas. Colocando, por ejemplo, una de grandes dimensiones que abarque la mesita y el sofá, estarás consiguiendo el efecto óptico de zona cerrada. Aunque no haya paredes, la alfombra actuará como tal.

 

Consigue una estética armoniosa

Más allá de dividir en diferentes ambientes para aprovechar los espacios abiertos y conseguir una multifuncionalidad, también será importante que todo el conjunto tenga una cierta armonía. Y, para hacerlo, será imprescindible seguir una estética determinada. Algunos trucos para lograrlo es pintar las paredes del mismo color, encomendarse al mismo estilo decorativo en todo el conjunto o la presencia de un material recurrente, como la madera o el acero.

Ahora ya sabes cómo decorar espacios abiertos. ¿A qué esperas para conseguir la decoración soñada?