Todos hemos oído hablar de la capa de ozono y los peligros que corre actualmente por culpa de la utilización de productos químicos. Una situación alarmante si tenemos en cuenta que sin capa de ozono, nuestro planeta no tiene protección de los efectos nocivos de la radiación solar. Frente a esta situación existen esfuerzos internacionales para preservar el medio ambiente. Todo un movimiento que se reivindica cada 16 de septiembre celebrando el Día Internacional de la Preservación de la Capa de Ozono. Nosotros también podemos contribuir en todo este esfuerzo desde casa. Y es que los pequeños cambios son poderosos.

5 tips para cuidar la capa de ozono

1-    Temperatura óptima:

No se trata de pasar frío o calor. Sino en restringir el mal uso de calefacción y aire acondicionado. La temperatura óptima se encuentra entre los 19 y los 22 grados. Por encima o debajo de esta temperatura estaremos haciendo un gasto innecesario.

2-    Evitar aerosoles

Los productos que están envasados en forma de aerosoles, son muy contaminantes y peligrosos para la naturaleza. No se pueden reciclar y son inflamables. En el mercado siempre puedes encontrar estos mismos productos en envases que no son dañinos.

3-    Electrodomésticos de bajo consumo

A la hora de adquirir la lavadora, el lavavajillas o el frigorífico mira siempre que sea de eficiencia energética A+, A++ o A+++. Con este sello no solo te asegurarás preservar la capa de ozono, sino que además reducirás el consumo en la factura de la luz.

4-    Productos ecológicos

Restringir la casa de productos de limpieza químicos es una muy buena práctica. Siempre puedes encontrar en el mercado productos ecológicos e, incluso puedes probar con productos naturales como el limón o el vinagre.

5-    Paneles solares

La energía extraída de la propia naturaleza es nuestra mejor baza para conservar el planeta. Un sistema que nos permite disfrutar de corriente alterna sin renunciar a nuestro actual estilo de vida.